Club Excelencia en Gestión

Estamos procesando tu petición.
El proceso puede tardar unos segundos.

El valor de la colaboración: la comunidad del Club

Susana Fábregas, Directora de Vida Asociativa del Club Excelencia en Gestión

Hace ya muchos siglos que Aristóteles se refirió al ser humano como un animal social y, observando la evolución de la especie humana a lo largo de la historia, es algo que hemos podido comprobar. Como seres humanos, y seres sociales, hemos formado comunidades desde nuestros orígenes donde las personas buscaban generar pequeñas asociaciones aún en los entornos más hostiles. 

Parece mentira cómo pasa el tiempo de rápido, cómo ha evolucionado la especie humana, pero, sobre todo, cómo hemos intensificado algunos rasgos de nuestra especie. Hoy en día, siendo importante vivir en comunidad, necesitamos comunicarnos y colaborar con los demás. Seguimos siendo seres sociales y, por eso, buscamos pertenecer a distintas comunidades. Esto es lo que hacemos en el Club Excelencia en Gestión. Damos respuesta a la necesidad de pertenecer a una comunidad con interés en la gestión, en la mejora, en la transformación. 

Los socios del Club Excelencia en Gestión forman parte de una Comunidad de networking y aprendizaje. Hablamos de organizaciones, pero también de los profesionales, como individuos, que participan activamente en las actividades que organiza el Club para cubrir sus intereses y necesidades.  

Me encanta el proverbio africano que dice: “Si quieres ir rápido ve solo, si quieres llegar lejos ve acompañado” ya que enlaza muy bien con nuestro lema: “Compartiendo y mejorando juntos”. Cuando tenemos un reto profesional encima de la mesa, podemos afrontarlo solos o aprendiendo de cómo lo han hecho otros y, seguro que así, podemos adoptar o adaptar prácticas que nos permitan obtener soluciones. 

Si tuviera que describir en 3 palabras los 3 rasgos principales de la Comunidad del Club Excelencia en Gestión diría: benchmarking, multisectorialidad y colaboración. 

La comunidad del Club Excelencia en Gestión se une y se reúne para compartir y aprender en distintos foros de benchmarking. Tenemos los foros sectoriales, donde organizaciones del mismo sector conocen cómo se están abordando los retos relacionados con la gestión en su sector, gracias a la generosidad de profesionales y expertos que pueden aportar valor en un tema concreto. Y también actividades y foros temáticos, más transversales.  

Uno de los rasgos más potentes y una ventaja del Club es la multisectorialidad. El Club está formado por organizaciones muy diferentes entre sí: grandes, medianas, pequeñas, públicas, privadas, de servicios, industriales, sanitarias, sin ánimo de lucro, etc. Esto hace que las organizaciones puedan “salir de la caja” y ver más allá de su propio sector.  

Hemos visto personas de multinacionales muy interesadas en cómo una organización del tercer sector se aproxima a sus “clientes” y los pone en el centro. Seguro que no pueden hacer exactamente lo mismo, pero conocer lo que se está haciendo en entornos radicalmente distintos hace que veamos las cosas con diferente perspectiva y extrapolemos soluciones. Eso es el aprendizaje a través del benchmarking, otro de los principales rasgos que caracterizan a nuestra comunidad. 

Respecto al tercer rasgo, la colaboración, no es un rasgo que caracterice a todas las comunidades, pero sí es un rasgo importante de la nuestra. Se trata de poner en valor la importancia de hablar con otros, de hacer ese networking que tanto hemos echado de menos los dos últimos años, de preguntar a otros profesionales cómo les está yendo, en qué están innovando, cómo han hecho para comunicar y desplegar su nuevo plan estratégico, para crear más valor para sus empleados y clientes en un entorno tan competitivo y hostil. Se trata de estar atentos, de preguntar y de cocrear soluciones.  

Creo que el tiempo es el bien más escaso del que disponemos hoy en día. Pero, en palabras de uno de nuestros socios: “el tiempo dedicado a las actividades del Club es la mejor inversión”. No hablamos de gastar, ni por supuesto de malgastar nuestro tiempo, si no de aprovechar al máximo el poco tiempo que tenemos para llevarnos conocimiento y aprendizajes a nuestra organización. Y ese es el valor de la colaboración. El valor de la comunidad del Club Excelencia en Gestión. 

Galería de imágenes
Comunidad
colaboración
benchmarking
Multisectorial
Gran empresa
Micro-pyme
Pyme

Comparte

Valoración