Club Excelencia en Gestión

Documentación - Reunión con el Experto: La digitalización en Sanidad, entre el funcionamiento y transformación

Como continuación a las nueve primeras reuniones, se ha realizado la décima sesión de las “Reuniones con el Experto” del Foro Excelencia Sanidad. En esta ocasión nos acompañaron D. Angel Blanco, Director de Organización, Procesos y TIC en Quirónsalud, y D. Alberto Pardo Ortiz, Director de Sistemas y TIC en la Fundación Jiménez Díaz en Quirónsalud. La reunión estuvo moderada de nuevo por el Dr. Alberto Pardo, Coordinador del Foro Excelencia en Sanidad.

En estas reuniones se quiere compartir de forma concentrada la experiencia de uno o varios expertos en una materia específica, que ayude a los miembros del Foro Excelencia Sanidad a profundizar en la mejora continua en sus organizaciones.

Si bien en las anteriores ocasiones, la sesión se realizó en dos formatos a la vez, de forma presencial y de forma virtual en conexión en Webex, en esta ocasión se realizó solo en formato Online.

Tras la bienvenida inicial de Dr. Alberto Pardo, en el que se presentó a los ponentes y los objetivos de la actividad, el D. Angel Blanco y posteriormente D. Alberto Pardo Ortiz presentaron sus ponencias con dos enfoques: transformación y funcionamiento.

Tras la intervención de los ponentes, el Dr. Alberto Pardo ha compilado una serie de conclusiones y puntos clave y se ha abierto un diálogo virtual, a través de las preguntas aportadas en la plataforma, que Nayra Montesinos ha ido gestionado.

De las reflexiones extraídas de este encuentro virtual, el Club Excelencia en Gestión ha elaborado el siguiente listado de conclusiones y recomendaciones:

 

LAS 5 CLAVES PARA POTENCIAR LA TRANSFORMACIÓN EN EL SECTOR SALUD

 

  1. Dar al paciente el protagonismo que merece. Para ello hay que escucharle, observar los nuevos hábitos que las tecnologías han conformado en él y mejorar la calidad asistencial en función de esas costumbres, casi todas supeditadas al manejo de internet y de dispositivos conectados. Gracias a ello, el paciente está cada vez más informado y es capaz de participar de una forma activa en los procesos que afectan a su salud.
  2. Desarrollar herramientas de autogestión. Esa participación activa del paciente puede ser útil para eliminar procesos y que los profesionales de la salud puedan ganar tiempo, mejorando así el acceso a determinados servicios. Ejemplos de ello son los portales personalizados que le permiten gestionar sus citas, acceder a sus informes, realizar consultas sin necesidad de acudir a un hospital concreto (algo especialmente útil para aquellos pacientes que tienen que recorrer cientos de kilómetros para ver a un especialista), etc. De esta manera aumenta la transparencia, la comodidad para el paciente, se evitan visitas innecesarias y se reducen los tiempos de espera, entre otros aspectos.
  3. Atender también las necesidades del profesional sanitario. En su caso también debe facilitarse el acceso a la información de sus pacientes. No sólo el de las pruebas ya pautadas y realizadas, también datos previos a la primera consulta, por ejemplo con cuestionarios digitalizados enviados por el enfermo sobre síntomas, antecedentes familiares, resultados de pruebas anteriores, etc., para que puedan agilizarse procesos al máximo. Por otra parte, es importante darles la posibilidad de trabajar en red para poder consultar con otros especialistas y ofrecer diagnósticos más acertados. Se propicia así una labor multidisciplinar que beneficia, una vez más, a los pacientes, aportándoles un cuidado mucho más ágil y personalizado.
  4. Invertir en tecnología e innovación de forma progresiva. Está claro que para lograr implementar todos los puntos anteriores es necesario realizar un desembolso que no siempre es posible. Por eso es recomendable diseñar estrategias de innovación a largo plazo que apuesten por una progresiva introducción de tecnologías que faciliten los procesos comentados o, incluso, por el desarrollo de plataformas propias. En este tránsito es importante contar con la experiencia de los profesionales sanitarios, que han de trabajar de forma conjunta con los informáticos encargados de diseñar esas innovadoras herramientas de trabajo y, de esta manera, que no sean ajenas al proceso asistencial.
  5. Tener siempre presente la seguridad de los datos. A la hora de diseñar herramientas de almacenamiento de datos de salud, tremendamente sensibles, es importante no perder de vista las normativas de protección de datos e invertir también en una férrea seguridad. Todo para garantizar el buen tratamiento de esa información en función de las indicaciones del paciente, o para evitar su robo o pérdida en ciberataques, cada vez más frecuentes en el ámbito hospitalario.

Algunos Tweets sobre la sesión:

Agradecemos a:

socios y colaboradores del Club Excelencia en Gestión, compartir esta documentación.

Documentación adjunta:

  • Presentación de las ponencias
  • Grabación de la sesión
Adjuntos
Ejecución de la transformación digital - Fundación Jiménez Díaz
Tipo de documento
Ponencia
Precio
Gratuito
Transformación del Sector Sanitario en la era digital - Quironsalud
Tipo de documento
Ponencia
Precio
Gratuito
Grabación - La digitalización en Sanidad, entre el funcionamiento y transformación
Tipo de enlace
Grabación
Precio
Gratuito

Comparte

Valoración